guiasjuridicas.es - Documento
El documento tardará unos segundos en cargarse. Espere, por favor.
Deportes

Deportes

El crecimiento de la importancia del deporte, su servicio del pleno desarrollo de la persona, su enorme trascendencia para la calidad de la vida, así como su consideración como factor de entendimiento entre los pueblos, ha llevado a los Estados y al Derecho a ocuparse de esta realidad, tal y como veremos a continuación.

Derecho deportivo

¿Dónde se regula la actividad deportiva?

La existencia del deporte y el fomento de su práctica fue también objeto de especial atención por el texto constitucional, que en su artículo 43.3 CE dispone que: "los poderes públicos fomentarán la educación sanitaria, la educación física y el deporte. Asimismo facilitarán la adecuada utilización del ocio."

Este artículo, por su ubicación en el capítulo III del Título I (De los principios rectores de la política social y económica) no alberga un verdadero y estricto derecho fundamental al deporte, sino que acoge un mandato a los poderes públicos para que, en efecto, fomenten la educación física y el deporte.

El texto constitucional distingue por otra parte entre educación física y deporte, siendo la primera de estas dos realidades una parte clave del sistema educativo en su conjunto. La ley 10/1990, de 15 de octubre, del Deporte, en su artículo 3 establece al respecto que: "la educación física se impartirá, como materia obligatoria en todos los niveles y grados educativos previos al de la enseñanza de carácter universitario". Y luego que: "Todos los centros docentes, públicos o privados, deberán disponer de instalaciones deportivas para atender la educación física y la práctica del deporte, en las condiciones que se determinen reglamentariamente".

Sobre la obligatoriedad de la educación física en el sistema educativo, cabe hacer referencia al Real Decreto 1105/2014, de 26 de diciembre, por el que se establece el currículo básico de la Educación Secundaria Obligatoria y del Bachillerato, cuyo artículo 13.3 a) establece que los alumnos deben cursar la asignatura de Educación Física dentro del bloque de asignaturas específicas en cada uno de los cursos del primer ciclo de la Educación Secundaria Obligatoria (ESO).

Para el cuarto curso de la ESO, la obligatoriedad de cursar esta asignatura está establecido en el artículo 14.4.a) del Real Decreto 1105/2014, de 26 de diciembre, y para el primer curso de bachillerato, en el artículo 27.4.a) del Real Decreto 1105/2014, de 26 de diciembre.

Por último, interesa citar la letra b) del Anexo II del Real Decreto 126/2014, de 28 de febrero, por el que se establece el currículo básico de la Educación Primaria. que establece la educación física como asignatura específica en dicha fase educativa.

El deporte es un ámbito material en la que confluyen, desde perspectivas diversas, competencias estatales y las autonómicas. Para tener en cuenta la necesidad de que el Estado ostente atribuciones en la materia basta con tomar en consideración la existencia de ligas o trofeos internacionales o sencillamente que exceden el marco territorial de las Comunidades Autónomas. La norma estatal fundamental en la materia es hoy la Ley 10/1990, de 15 de octubre, del Deporte.

Pero como se ha dicho, en el ámbito del deporte también ejercen sus competencias las Comunidades Autónomas, por lo que procede enumerar las leyes promulgadas en la materia por las Comunidades Autónomas. Veámoslas:

-Texto único de la Ley del deporte de Cataluña, aprobado por Decreto legislativo 1/2000, de 31 de julio.

¿Qué entidades deportivas existen en España?

La mayor parte de las entidades ostentan un carácter social y preponderantemente privado que están presentes en este mundo del deporte: Asociaciones, Clubes, Agrupaciones, Ligas, Federaciones (véase "Federaciones deportivas"). Se trata de una pluralidad de entidades nacidas fundamentalmente al amparo del derecho de asociación (véase "Asociaciones") aunque estén excluidos de su régimen jurídico general y aunque se regulen por el específico que se contiene en la Ley 10/1990, de 15 de octubre. Su base asociativa es sin embargo incuestionable, por lo que el artículo 12 de la Ley 10/1990, de 15 de octubre, afirma que: "las asociaciones deportivas" se clasifican en: "Clubes, Agrupaciones de Clubes de ámbito estatal, Entes de Promoción deportiva de ámbito estatal, Ligas Profesionales y Federaciones deportivas españolas."

Clubes

Los clubes deportivos son asociaciones privadas que están integradas por personas físicas o jurídicas. Tienen por objeto la promoción de una o varias modalidades deportivas, la práctica de las mismas por sus asociados, así como la participación en actividades y competiciones deportivas (art. 13 de la Ley 10/1990, de 15 de octubre, del Deporte.

Para participar en competiciones de carácter oficial deberán inscribirse previamente en la Federación respectiva. Esta inscripción deberá hacerse a través de las Federaciones autonómicas cuando éstas estén integradas en la Federación Española correspondiente.

Para participar en competiciones oficiales de ámbito estatal o de carácter internacional los Clubes deportivos deberán adaptar sus Estatutos o reglas de funcionamiento a determinadas exigencias legales y su inscripción se efectuará, además, en la Federación española correspondiente.

De acuerdo con lo establecido en el art. 14 de la Ley 10/1990, los Clubes deportivos se clasifican en:

  • - Clubes deportivos elementales.
  • - Clubes deportivos básicos.
  • - Sociedades Anónimas Deportivas.

Los clubes deportivos elementales conforman la estructura más básica o primaria del asociacionismo deportivo. Se caracterizan por la flexibilidad de los requisitos de su constitución (un documento privado firmado por varias personas físicas).

La constitución de los clubes deportivos básicos es algo más rígida pues exige documento público y el cumplimiento de algunos requisitos más exigentes que en el caso anterior.

Los Clubes que participen en competiciones deportivas oficiales de carácter profesional y ámbito estatal tienen que constituirse necesariamente como Sociedades Anónimas Deportivas (art. 19.1 de la Ley 10/1990). Estas Sociedades Anónimas Deportivas quedan sujetas al régimen general de las Sociedades Anónimas. El objeto de estas sociedades será sin embargo la participación en competiciones deportivas de carácter profesional y, en su caso, la promoción y el desarrollo de actividades deportivas así como otras actividades relacionadas o derivadas de dicha práctica. Esta figura de las sociedades anónimas deportivas fue una clara innovación de la Ley de 1990. El Real Decreto 1251/1999, de 16 de julio, sobre sociedades anónimas deportivas, modificado luego por el Real Decreto 1412/2001, de 14 de diciembre, es la norma reglamentaria que desarrolla y complementa las determinaciones de la Ley 10/1990 en este punto.

Agrupaciones de clubes de ámbito estatal y los Entes de Promoción deportiva

Las Agrupaciones de Clubes y los Entes de Promoción Deportiva se regulan como asociaciones de ámbito estatal e implantación supraautonómica. Las primeras tienen el exclusivo objeto de desarrollar actuaciones deportivas en aquellas modalidades y actividades no contempladas por las Federaciones Deportivas Españolas. Los segundos la labor de promotores y organizadores de actividades físicas y deportivas con finalidades exclusivamente lúdicas, formativas o sociales.

Federaciones

Existen federaciones deportivas autonómicas y nacionales.

Las Federaciones deportivas españolas son entidades de base privada y están dotadas de personalidad jurídica propia (art. 30 Ley 10/1990). Su ámbito de actuación se extiende al conjunto del territorio nacional. Están integradas por Federaciones deportivas de ámbito autonómico, por Clubes deportivos, deportistas, técnicos, jueces y árbitros, Ligas Profesionales, si las hubiese, y otros colectivos interesados que promueven, practican o contribuyen al desarrollo del deporte.

En ocasiones las Federaciones deportivas españolas, además de sus propias atribuciones, ejercen, por delegación, funciones públicas de carácter administrativo, actuando en este caso como agentes colaboradores de la Administración pública. En concreto puede resaltarse la atribución de competencias en materia de disciplina deportiva.

Ligas profesionales

Las Ligas son asociaciones de Clubes que se constituirán, exclusiva y obligatoriamente, cuando existan competiciones oficiales de carácter profesional y ámbito estatal. Las Ligas profesionales tienen personalidad jurídica propia, y gozan de autonomía para su organización interna y funcionamiento respecto de la Federación deportiva española correspondiente de la que forman parte (art. 41.2 de la Ley 10/1990).

Para Bermejo Vera estas ligas constituyen en puridad, una "organización patronal de las sociedades anónimas deportivas" o también "una especie de federación dentro de la federación" pues si bien la Ley les atribuye personalidad jurídica y las reconoce autonomía para su organización interna y funcionamiento, eso no evita que: "formen parte necesariamente de la Federación Deportiva Española correspondiente, prohibiendo expresamente la existencia de más de una Liga Profesional por modalidad deportiva (y sexo) en el ámbito estatal."

¿En qué consiste la disciplina deportiva?

Las infracciones a las reglas del juego o a la competición, o la contravención de determinadas normas generales deportivas o de las normas estatutarias o reglamentarias de Clubes deportivos, Ligas profesionales y Federaciones deportivas españolas pueden ser sancionadas a través de la llamada disciplina deportiva (Véase "Disciplina deportiva").

En el ámbito estatal la materia se regula fundamentalmente en la Ley 10/1990, de 15 de octubre, del Deporte, y en el Real Decreto 1591/1992, de 23 de diciembre, sobre Disciplina Deportiva. No debe olvidarse sin embargo que en el ámbito autonómico pueden existir regímenes disciplinarios propios que se regulen por sus específicas normas. Nos referiremos tan solo a la disciplina deportiva estatal.

El concepto disciplina, diferente del clásico de régimen sancionador, ya revela que estamos ante un régimen especial de sujeción (véase "Relaciones de sujeción especial") y no ante un conjunto de reglas aplicables por igual a todos los ciudadanos. Son pues los distintos sujetos que participan en el deporte y que se sujetan a sus reglas los que potencialmente son sujetos activos o pasivos de esta disciplina deportiva.

De acuerdo con el art. 4 del Real Decreto 1591/1992, de 23 de diciembre, podemos distinguir en primer término -esta subdivisión ha sido ya apuntada- entre infracciones a las reglas del juego o a la competición e infracciones generales de otras clases distintas a aquéllas. Son infracciones de las reglas del juego o competición las acciones u omisiones que, durante el curso del juego o competición, vulneren, impidan o perturben su normal desarrollo. Por el contrario, son infracciones a las normas generales deportivas las demás acciones u omisiones que sean contrarias a lo dispuesto por las correspondientes normas.

Recuerde que...

  • La existencia del deporte y el fomento de su práctica es objeto de especial atención por la Constitución española en su artículo 43.3 que dispone que los poderes públicos fomentarán la educación sanitaria, la educación física y el deporte.
  • La norma estatal fundamental en materia de deporte es la Ley 10/1990, de 15 de octubre, del Deporte. Las Comunidades Autónomas también han dictado leyes sobre deporte en el ámbito de sus competencias
  • Como entidades fundamentales en el mundo del deporte las Asociaciones, los Clubes, las Agrupaciones, las Ligas y las Federaciones.
  • Los incumplimientos de las reglas del juego o de las normas generales deportivas o de las normas estatutarias o reglamentarias de Clubes deportivos, Ligas profesionales y Federaciones deportivas españolas pueden ser sancionadas a través de la llamada disciplina deportiva.
Subir