guiasjuridicas.es - Documento
El documento tardará unos segundos en cargarse. Espere, por favor.
Ergonomía y psicosociología aplicada

Ergonomía y Psicosociología Aplicada

La Ergonomía y Psicosociología Aplicada se encarga de la adaptación trabajo al trabajador, de modo que se encuentre cómodo en su puesto de trabajo y se respete su salud física y psíquica.

Prevención de riesgos laborales

¿Qué es la ergonomía y la psicosociología aplicada?

La ergonomía y psicosociología aplicada, es una ciencia relativamente moderna, que estudia la interacción hombre-ambiente de trabajo.

El objeto de esta disciplina es la adaptación de los objetos, medios de trabajo y entorno producido por los seres humanos a la persona, con el fin de lograr la armonización entre la eficacia funcional y el bienestar humano (salud física y psíquica, seguridad, satisfacción).

En concreto, la ergonomía tiene origen en una disciplina científica o ingeniería de los factores humanos, de carácter multidisciplinar, centrada en el sistema persona-máquina, cuyo objetivo consiste en la adaptación del ambiente o condiciones de trabajo a la persona con el fin de conseguir la mejor armonía posible entre las condiciones óptimas de confort y la eficacia productiva.

Por su parte, la psicosociología aplicada es la disciplina preventiva en el campo de la prevención de riesgos laborales que se ocupa de aquellos factores relacionados con la organización y realización del trabajo y que pueden afectar tanto a la salud de la población trabajadora como al desarrollo de la propia organización (Véase: Análisis ergonómico).

¿Cuál es su función?

Para llegar al objeto que busca la ergonomía y la psicosociología aplicada, se parte de dos principios básicos:

  • La máquina se concibe como un elemento al servicio de la persona, susceptible de ser modificada y perfeccionada.
  • La persona constituye la base de cálculo del sistema persona-máquina y en función de esta, la máquina deberá ser rediseñada para permitirle realizar el trabajo libre de toda fatiga física, sensorial o psicológica.

Para conseguir adaptar a la persona su entorno se necesita, además de la ingeniería, del concurso de otras ciencias o técnicas biológicas, como la Medicina del Trabajo, Psicología Industrial, Economía, Fisiología, Biomecánica, Higiene del Trabajo, etc., que permitan un tratamiento multidisciplinar del problema, constituyendo grupos o equipos de trabajo, como única forma de solucionar los problemas que se presentan, bien en la fase de diseño del puesto de trabajo o en el estudio posterior.

Si tenemos en cuenta que la ergonomía y la psicosociología aplicada tiene por objeto mejorar la calidad de vida de su campo de aplicación, abarca todos los aspectos que presenta el aspecto socio-económico del trabajo, comprendiendo la prevención de riesgos laborales, la conservación y mejora del ambiente laboral, el confort en el puesto de trabajo, el bienestar físico y psicológico del empleado, etc.

Si nos centramos en la aplicación de la ergonomía y la psicosociología aplicada a la prevención de riesgos laborales veremos que su aportación a la seguridad deriva del hecho de que la supresión del riesgo debe comenzar en la fase de proyecto y diseño de medios y métodos de trabajo, en las fases de:

  • Proyecto de instalaciones.
  • Diseño de equipos.
  • Implantación de métodos.

Por pequeños que sean los cambios ergonómicos y organizativos (diseño del equipo, del puesto de trabajo o de las tareas), pueden mejorar considerablemente la comodidad, la salud física y psíquica, la seguridad y la productividad del trabajador.

Ya sean grandes o pequeños, es esencial que los trabajadores a los que afectarán esos cambios participen en las discusiones, ya que su aportación puede ser utilísima para determinar qué cambios son necesarios y adecuados, puesto que conocen mejor que nadie el trabajo que realizan.

Algunos puntos que debemos recordar acerca de los principios básicos de la ergonomía y la psicosociología aplicada, son:

  • Es más eficaz examinar las condiciones laborales caso por caso al aplicar los principios de la ergonomía y la psicosociología aplicada, para resolver o evitar problemas.
  • En ocasiones, los cambios ergonómicos y de organización, pueden entrañar mejoras significativas.
  • Los trabajadores a los que puedan afectar los cambios ergonómicos y de organización, deben participar en las discusiones antes de que se apliquen esos cambios, ya que su aportación puede ser útil para determinar los cambios necesarios y adecuados.

Al diseñar los puestos de trabajo debemos tener en cuenta los factores humanos. Un puesto bien diseñado tiene en cuenta las características mentales y físicas del trabajador y sus condiciones de salud y seguridad (Véase: Adecuación del trabajo a las condiciones personales).

La manera en que se diseñe el puesto de trabajo determinará si será variado o repetitivo, si permitirá al trabajador estar cómodo o le obligará a adoptar posiciones forzadas y si entraña tareas interesantes o estimulantes o más bien monótonas y aburridas.

¿Cómo se clasifica?

Podemos clasificar la ergonomía atendiendo a las siguientes áreas:

  • Ergonomía de puestos o ergonomía de sistemas.
  • Ergonomía de concepción o ergonomía de corrección.
  • Ergonomía geométrica.
  • Ergonomía ambiental.
  • Ergonomía temporal o crono-ergonomía.
  • Ergonomía informática: hardware y software.

Por su parte, la dentro de la psicosociología aplicada, existe una rama que la vincula a la psicología del trabajo.

¿Qué factores ergonómicos y psicológicos se usan para diseñar o rediseñar los puestos de trabajo?

Algunos factores ergonómicos que se deben de tener en cuenta al diseñar o rediseñar los puestos de trabajo son:

  • Los tipos de tareas que hay que realizar.
  • Cómo hay que realizarlas.
  • Cuántas tareas hay que realizar.
  • El orden en que hay que realizarlas.
  • El tipo de equipo necesario para efectuarlas.

Un puesto de trabajo bien diseñado debe:

  • Permitir al trabajador modificar la posición del cuerpo.
  • Incluir distintas tareas que estimulen mentalmente al trabajador.
  • Dejar una cierta libertad al trabajador para que tome decisiones, para que pueda variar las actividades laborales según sus necesidades personales, hábitos de trabajo y entorno laboral.
  • Dar al trabajador la sensación de que realiza algo útil.
  • Facilitar la formación adecuada para que el trabajador aprenda qué tareas debe realizar y cómo.
  • Facilitar horarios de trabajo y descanso adecuados, con los que el trabajador tenga tiempo suficiente para efectuar las tareas y descansar.
  • Dejar un período de ajuste a las nuevas tareas con el fin de que el trabajador se acostumbre gradualmente a su labor.

A nivel psicológico, los factores de riesgo que hemos de tener en cuenta en el diseño de los puestos de trabajo, son:

  • Contenido del trabajo: monotonía, tareas sin sentido, fragmentación, falta de variedad, tareas desagradables, por las que se siente rechazo.
  • Carga y ritmo de trabajo: carga de trabajo excesivo o insuficiente, presión de tiempo, plazos estrictos.
  • Tiempo de trabajo: horarios muy largos o impredecibles, trabajo a turnos, trabajo nocturno.
  • Participación y control: falta de participación en la toma de decisiones, falta de control (por ejemplo sobre el método o el ritmo de trabajo, los horarios, el entorno, etc.).
  • Cultura organizacional: comunicaciones pobres, apoyo insuficiente ante los problemas o el desarrollo personal, falta de definición de objetivos..
  • Relaciones personales: aislamiento, relaciones insuficientes, malas relaciones, conflictos, conductas inadecuadas.
  • Rol: ambigüedad de rol, conflicto de rol, responsabilidad sobre personas.
  • Desarrollo personal: escasa valoración social del trabajo, inseguridad en el trabajo, falta o exceso de promoción.
  • Interacción casa-trabajo: problemas de la doble presencia, conflicto de exigencias.

¿Existen estrategias para aplicar las mejoras ergonómicas y de psicología aplicada?

  • 1. Entrar en contacto con los trabajadores.
    • a) Distribuir hojas de información o folletos en el trabajo.
    • b) Escuchar las opiniones acerca de las cuestiones relativas a la ergonomía y psicosociología aplicada.
    • c) Escribir los nombres y zonas de trabajo de las personas que experimentan síntomas que puedan estar provocados por la inaplicación de los principios de la ergonomía y la psicosociología aplicada.
  • 2. Recoger información para identificar las zonas y trabajadores con problemas.
  • 3. Estudiar las zonas y ambientes en los que se sospecha que hay un problema.
    • a) Recorrer las zonas con problemas y analizar los ambientes de trabajo y las tareas laborales.
    • b) Buscar soluciones, como por ejemplo: elevar las mesas, trabajo por rotación, revisar la carga de trabajo, etc.
  • 4. Recoger recomendaciones de:
    • a) Los trabajadores afectados.
    • b) Los trabajadores de mantenimiento y reparación.
    • c) El departamento sindical de salud y seguridad.
    • d) Otros especialistas en salud y seguridad.
  • 5. Impulsar los cambios necesarios para conseguir que en los convenios colectivos se tenga en cuenta la salud y seguridad, se atiendan las quejas u otros acuerdos.

Como conclusión, la ergonomía y la psicología aplicada, consiste en el estudio sistemático de la relación de las personas en su entorno de trabajo con el fin de mejorar su situación laboral, sus condiciones y organización de trabajo y las tareas que realizan, para preservar su salud física y psicológica.

La ergonomía y la psicosociología aplicada pretende: identificar, analizar y reducir los riesgos laborales, físicos y psicológicos; adaptar el puesto de trabajo y las condiciones de trabajo a las características del trabajador; contribuir a las situaciones de trabajo para que este pueda ser realizado salvaguardando la salud física y psíquica y la seguridad con el máximo confort, satisfacción y eficacia; controlar la introducción de nuevas tecnologías y su adaptación a las capacidades y aptitudes de los trabajadores; establecer prescripciones ergonómicas para la adquisición de útiles, herramientas y diversos materiales y aumentar la motivación y la satisfacción en el trabajo, y por último, implantar las mejoras organizativas que permitan prevenir los riesgos derivados de la interacción del trabajador con los factores psicosociales del trabajo, tanto al bienestar o a la salud (física, psíquica o social) de tus trabajadores, como al desarrollo del trabajo.

RECUERDE

  • La ergonomía y psicología aplicada estudian la interacción hombre-ambiente de trabajo.
  • El objeto es la adaptación de los objetos, medios de trabajo y entorno producido por los seres humanos a la persona.
  • Se parte del principio de que la máquina está al servicio de la persona y debe rediseñarse para evitar toda fatiga.
  • Es necesario tener en cuenta estos factores para diseñar o rediseñar los puestos de trabajo.
  • Con ello se identifican, analizan y reducen los riesgos laborales, físicos y psicológicos, y adaptan los puestos y condiciones del trabajo a las características del trabajador.
Subir