guiasjuridicas.es - Documento
El documento tardará unos segundos en cargarse. Espere, por favor.
Período medio de almacén

Período medio de almacén

Gestión empresarial

Concepto

En todas las organizaciones hay actividades de producción de bienes y servicios no solo en las empresas transformadoras o industriales, sino también en empresas comerciales en las cuales la función de producción estaría constituida por el proceso físico que se desarrolla desde la recepción de las mercancías al almacén y su exposición al público hasta su salida por caja.

El desarrollo de este proceso físico se materializa en el denominado ciclo de explotación o ciclo dinero-mercancías-dinero, el cual hace referencia al proceso de creación y distribución de valor en la empresa.

Para el caso de una empresa industrial, el ciclo de explotación se compone principalmente de los siguientes elementos (ver figura 1).

Las empresas invierten en la compra de materias primas que posteriormente incorporan a un proceso productivo y las transforman en productos que se venden a los clientes y por último se realiza el cobro de esa venta, siendo este dinero derivado de las ventas el que se reinvierte en la compra de nuevos materiales comenzándose el ciclo de nuevo.

A la empresa, con el fin de determinar el valor de su fondo de maniobra (existente o necesario) le interesa conocer el tiempo que por término medio transcurre desde que se invierte una unidad monetaria en su ciclo de explotación hasta que se recupera con la venta y posterior cobro a los clientes. A este período de tiempo se le denomina período medio de maduración e indica el número de días necesario para desarrollar el ciclo de explotación de la empresa.

Este período medio de maduración depende a su vez de una serie de tiempos intermedios que se corresponden con las siguientes categorías de elementos de la empresa:

  • a) Almacenamiento de las materias primas.
  • b) Fabricación del Producto.
  • c) Almacenamiento de productos terminados.
  • d) Cobro a los clientes.
  • e) Pago a los proveedores.

Tanto el almacenamiento de las materias primas como el de los productos terminados, dan origen a lo que se denomina período medio de almacén que, en una primera aproximación, puede definirse como el tiempo que por término medio transcurre desde que entre una unidad en el almacén hasta que esta sale del mismo.

Para un correcto análisis del período medio de almacén, es preciso diferenciar entre dos tipos de empresas:

  • a) Empresas Industriales o transformadoras que, partiendo de unos recursos los transforman en productos aptos para el consumo.
  • b) Empresas comerciales o distribuidoras cuya actividad principal consiste en comprar un bien y volverlo a vender sin que se produzca en el mismo ningún tipo de transformación.

El período medio de almacén en una empresa industrial

En el caso de las empresas industriales, el período medio de almacén puede a su vez plantearse desde dos categorías diferentes que son:

  • 1. Período medio de almacén de las materias primas: se define como el tiempo que por término medio transcurre desde que una unidad entra en el almacén hasta que se incorpora al proceso productivo (consume) para la elaboración de un producto.
  • 2. Período medio de almacén de los productos terminados: se refiere al tiempo que por término medio permanecen los productos terminados en el almacén en espera de ser vendidos a los clientes de la empresa.

El período medio de almacén en una empresa comercial

Las empresas comerciales se caracterizan por el hecho de que no transforman o no elaboran un producto, sino que simplemente actúan como meras “distribuidoras” de los mismos.

En el caso de estas empresas, el ciclo dinero-mercancías-dinero queda reducido en los siguientes elementos (ver figura 2).

Por tanto, en las empresas comerciales solo puede hablarse de período medio de almacén de los productos terminados y se define como el tiempo que por término medio transcurre desde que entra el producto en la empresa (compra del mismo) hasta que es vendido a un cliente.

Determinación del valor del período medio de almacén

Para calcular el período medio de almacén es necesario tener en cuenta el concepto de rotación tanto de las materias primas como de los productos terminados de la empresa.

La rotación indica el número de veces que por término medio en un año (360 días) se consume o se renueva el almacén en la empresa.

Así, con carácter general, para determinar el valor de la rotación de las materias primas o de los productos terminados, es necesario tener presente los resultados de la cuenta de pérdidas y ganancias, y los valores del balance de situación:

En concreto la rotación de las materias primas se calcula:

Y la rotación de los productos terminados:

El coste de las ventas incluye: Consumo de materias primas, el coste de la mano de obra directa, así como los gastos generales de fabricación y la variación de existencias de productos semiterminados y terminados.

Una vez determinada la rotación, el período medio de almacén se calcula como la relación por cociente entre el plazo o período a considerar —generalmente el año (año = 360 días)— y el valor de la rotación.

Así, el período medio de almacén representa una relación inversa a la rotación de las existencias o de los productos terminados de la empresa, es decir, cuanto mayor sea la rotación de las materias primas o de los productos, menor es el período medio de almacén, dado que menos tiempo permanecen en el mismo.

El valor en sí del período medio de almacén es útil a la empresa siempre y cuando este pueda ser comparado con el valor que presentan otras empresas del mismo sector dado que, en función de la actividad productiva de la empresa la rotación de los activos puede variar de forma muy significativa de unos sectores a otros. También es interesante valorar su evolución a lo largo de un período de tiempo determinado.

A partir del cálculo del período medio de almacenamiento se determina, junto con la incorporación de otros tiempos intermedios, el período medio de maduración lo que va a repercutir de manera directa en el valor del fondo de maniobra de la empresa, tanto el fondo de maniobra necesario como el fondo de maniobra existente.

Ejemplo práctico de cálculo del valor del período medio de almacén

Planteamiento del caso

Los estados financieros de una empresa industrial ofrecen la siguiente información:

A partir de esta información se pide determinar el valor del Período Medio de Almacén de las materias primas y de los productos terminados de la empresa.

Resolución del caso

En primer lugar es necesario determinar tanto la rotación de las materias primas como la rotación de los productos terminados:

Una vez determinada la rotación, se procede al cálculo del Período Medio de Almacén:

Puede valorarse la relación inversa que existe entre la rotación de los activos y el período medio de almacén.

Recuerde que...

  • A la empresa, con el fin de determinar el valor de su fondo de maniobra, le interesa conocer el tiempo que por término medio transcurre desde que se invierte una unidad monetaria en su ciclo de explotación hasta que se recupera con la venta y posterior cobro a los clientes.
  • El período medio de maduración depende de: almacenamiento de las materias primas, fabricación del producto, almacenamiento de productos terminados, cobro a los clientes y pago a los proveedores.
  • Las empresas comerciales no transforman ni elaboran un producto, sino que simplemente actúan como meras “distribuidoras” de los mismos.
  • En el caso de las empresas industriales, el período medio de almacén se plantea desde dos categorías diferentes: período medio de almacén de las materias primas y período medio de almacén de los productos terminados.
  • El valor en sí del período medio de almacén es útil a la empresa siempre y cuando este pueda ser comparado con el valor que presentan otras empresas del mismo sector.
Subir