guiasjuridicas.es - Documento
El documento tardará unos segundos en cargarse. Espere, por favor.
Salarios de eficiencia

Salarios de eficiencia

Contrato de trabajo

Concepto

Salarios de eficiencia son aquellos salarios por encima de los niveles de mercado que las empresas están dispuestas a pagar a sus trabajadores. Su existencia supone la presencia de cierto nivel de desempleo en la economía, aún en aquellas situaciones en las que esta se encuentra cercana a su pleno potencial. La existencia de salarios de eficiencia se encuentra relacionada no sólo con los niveles de empleo, sino también con la productividad del factor trabajo así como con los mecanismos de contratación de nuevos empleados. George Arthur Akerlof, premio Nobel de Economía 2001, desarrolló la Teoría de los Salarios de Eficiencia junto con su esposa Janet Yellen en “Efficiency Wage Models of the Labor Market”.

¿Cómo afectan los salarios de eficiencia al nivel de empleo de la economía?

La existencia de salarios de eficiencia se encuentra directamente relacionada con la existencia de desempleo en la economía. Se trata de una rigidez real que explica por qué, incluso en las situaciones en las que la economía crece a su nivel potencial, existe cierto nivel de desempleo.

En efecto, el mercado de trabajo a pesar de presentar unas características muy especiales funciona como cualquier otro mercado. La oferta de trabajo está constituida por los trabajadores que quieren trabajar a diferentes niveles de salario. La demanda está constituida por las cantidades de trabajo que están dispuestas a emplear las empresas para los diferentes niveles de salarios. El mercado de equilibrio alcanza el equilibrio cuando oferta y demanda de trabajo coinciden. En dicho equilibrio todos aquellos ciudadanos que quieren trabajar a un determinado salario (denominado de equilibrio) encontrarán trabajo, pues todas las empresas estarán dispuestas a contratarlos a ese salario.

La existencia de un salario de eficiencia afecta al mercado de igual manera que un salario mínimo, si bien a diferencia de estos, las empresas pueden rebajar estos salarios de eficiencia cuando consideraran oportuno (no así los salarios mínimos fijados por ley). Por ejemplo, cuando se establece un salario de eficiencia se produce un desajuste en el mercado. Las empresas, al estar dispuestas a pagar un salario superior al del mercado, reducen la demanda de trabajo hasta un nivel L1 (claramente inferior al de equilibrio). Además, como el nuevo salario que están dispuestos a pagar los empresarios a sus trabajadores es superior al de equilibrio hay más personas que estarían dispuestas a trabajar. Es decir, la cantidad ofertada de trabajo aumenta hasta L2. La diferencia entra las cantidades ofertadas y demandadas de trabajo es el número de desempleados de la economía.

¿Por qué existen salarios de eficiencia si provocan desempleo?

En principio resulta chocante que las empresas estén dispuestas a pagar un salario a sus trabajadores por encima del salario de equilibrio. Además esto trae consecuencias sobre el conjunto de la economía. Cabría entonces preguntarse por qué lo hacen. Las Teorías sobre los Salarios de Eficiencia consideran que las empresas actúan de manera racional ofertando salarios por encima de mercado, a pesar de que ello suponga un aumento de sus costes y por tanto pueda afectar a sus beneficios. La razón es que con ellos pretenden lograr aumentos de productividad del factor trabajo, consiguiendo con ello maximizar sus beneficios. De esta manera, a pesar de que suponen un aumento de los costes de la empresa, esta espera recuperarlos con la ganancia de productividad que generará esta medida.

A continuación se explican los cuatro motivos que justifican la existencia de este tipo de salarios.

Asimetría de Información en el mercado de trabajo

Según esta teoría las empresas ofrecen salarios más altos que los de mercado con el fin de conseguir a los mejores trabajadores para el puesto que desean cubrir. Contratar a un nuevo empleado implica un importante riesgo para la empresa. Desconoce si el candidato será un buen trabajador. Además una vez contratado asume el coste derivado de si, pasado el tiempo, se demuestra que no era el trabajador adecuado. Los mejores trabajadores tienen un salario de reserva, mientras que los menos habilidosos, conscientes de su situación, están dispuestos a trabajar por un salario inferior al de equilibrio. Pagando un salario de eficiencia la empresa consigue atraer a los mejores trabajadores y reduce la incertidumbre de realizar una elección equivocada. Minimiza de hecho con ello la posible mala inversión que supondría contratar a un trabajador poco cualificado.

Rotación de los trabajadores

Si la empresa mantiene contentos a sus empleados estos carecen de incentivos para buscar otro puesto de trabajo e irse de la empresa, e incluso para ser poco productivos. Si los trabajadores se sienten bien pagados esto beneficia a la empresa, ya que aunque le supone un mayor coste, reduce los costes irrecuperables derivados de la marcha de un trabajador que ha recibido una formación por parte de la empresa. A esto habría que añadirle el coste provocado por la búsqueda y formación de un nuevo trabajador que cubra la vacante dejada por el que se marchó.

Desde esta perspectiva la existencia de salarios de eficiencia se relaciona directamente con la productividad del factor trabajo.

El esfuerzo de los empleados

En la mayoría de los casos los trabajadores pueden establecer el grado de esfuerzo que van a realizar para desempeñar su trabajo. Las empresas han de vigilar entonces que sus empleados están realizando el esfuerzo requerido. Incurren con ello en los llamados costes de supervisión. Con los salarios de eficiencia evitan estos costes de supervisión ya que si los empleados perciben un salario por encima del de mercado, estarán dispuestos a esforzarse lo máximo posible para no perder su puesto de trabajo. Por otra parte tendrán incentivos para mejorar su formación, ya que esto podrá suponer ascensos, mayores responsabilidades y con ello mejoras salariales de nuevo por encima de las de equilibrio. Además, si percibieran el salario de equilibrio (inferior al de eficiencia), los trabajadores no tendrían incentivos para esforzarse, pues si fueran despedidos, rápidamente encontrarían un puesto de trabajo por el mismo salario (el mercado se encontraría en equilibrio y no habría desempleo).

La salud de los trabajadores

Esta teoría es válida para aquellas economías en las que los salarios de equilibrio no son suficientes para que los trabajadores tengan una dieta adecuada. En esos casos las empresas están dispuestas a pagar un mayor salario, pues entonces el empleado tendrá una buena alimentación y con ello una buena salud, disminuyendo sus ausencias por enfermedad y aumentando su productividad (ya que si se encuentra mal alimentado no tendrá tanta energía para trabajar como si tiene una buena dieta).

Estas cuatro teorías tratan de explicar por qué las empresas están dispuestas a pagar salarios por encima de los de mercado. Todas ellas demuestran que se trata de una decisión racional por parte de las empresas, y consistente con la idea de que estas tratan de maximizar sus beneficios. Estableciendo salarios de eficiencia las empresas consiguen que para los trabajadores trabajar de manera eficiente constituya una alternativa al despido. La consecuencia para la empresa es una reducción en los costes de formación, de supervisión de su mano de obra y de los problemas derivados de encontrarse con que un trabajador decida dejar su puesto de trabajo porque haya encontrado otro. Por último explica por qué determinadas economías presentan niveles de desempleo incluso en situaciones en las que recen a su nivel potencial.

Recuerde que...

  • Los salarios de eficiencia están relacionados con los niveles de empleo, con la productividad del factor trabajo y con la contratación de nuevos empleados.
  • La existencia de salarios de eficiencia también se encuentra directamente relacionada con la existencia de desempleo en la economía.
  • Se pretende lograr aumentos de productividad del factor trabajo, consiguiendo con ello maximizar sus beneficios.
  • Motivos de estos salarios: asimetría de Información en el mercado de trabajo, rotación de los trabajadores, esfuerzo de los empleados y salud de los trabajadores.
Subir