guiasjuridicas.es - Documento
El documento tardará unos segundos en cargarse. Espere, por favor.
Retribución a la carta

Retribución a la carta

RRHH

El sistema de retribución a la carta comienza a implantarse en las empresas españolas entorno a los años noventa del pasado siglo veinte, y básicamente consiste en que sea el propio empleado el que decida los beneficios sociales que desea percibir, entre un menú de estos que la empresa le oferta, de acuerdo con sus intereses particulares, de aquí que este sistema también se conozca con el nombre de planes menú o cafeteria plans.

El empleado puede destinar el coste de los beneficios sociales que la empresa está dispuesta a asumir por él, según sus preferencias y/o necesidades; la empresa ofrece varios beneficios sociales, y cada trabajador elige los que quiere.

Por ejemplo una empresa ofrece a todos sus empleados: un seguro de vida, un seguro de accidentes y un plan de pensiones. El coste total que asume la empresa por cada empleado asciende a mil quinientos euros anuales, pues bien este sistema retribución a la carta permite a los empleados elegir como quiere que se distribuyan esos mil quinientos euros, de forma tal que un empleado joven y soltero no valora un seguro de vida, por muy generoso que sea, y destina ese coste que la empresa dedica a su seguro de vida a ampliar el seguro de accidentes; mientras que un empleado de 58 años preferirá ampliar su plan de pensiones y el seguro de vida, prescindiendo del seguro de accidentes.

Por último señalar que no debemos confundir la Retribución Flexible con la Retribución a la Carta, también denominada planes menú o cafeteria plans, ya que la primera hace referencia a como un empleado desea percibir su retribución dineraria fija anual, y la segunda, a qué tipo de beneficios sociales desea percibir, de entre un menú que la empresa le ofrece y dentro de una masa salarial destinada a este fin.

Subir