guiasjuridicas.es - Documento
El documento tardará unos segundos en cargarse. Espere, por favor.
Beneficio por acción

Beneficio por acción

Una ratio muy seguido en Bolsa. Se trata de determinar el beneficio neto dividido por el número de acciones de la empresa.

Contabilidad y finanzas

Concepto

El beneficio por acción o BPA es una ratio muy seguido en Bolsa. Se trata de determinar el beneficio neto dividido por el número de acciones de la empresa, es decir, cuánto de lo obtenido por la empresa como resultado de su actividad, correspondería a cada acción. Por tanto, es de suponer que un alto BPA induce a comprar la acción y un bajo BPA a venderla.

Interpretación

En realidad, el BPA no corresponde exactamente a lo que, a priori, parece indicar por las siguientes razones:

En primer lugar, el beneficio que forma parte de la ratio es el beneficio neto. Contablemente el resultado tras el pago del Impuesto sobre Sociedades. Sin embargo, el beneficio difiere dependiendo del método empleado para su cálculo. Por ejemplo, la posible inclusión de ingresos anticipados no realizados (es decir, no cobrados), la imputación de ingresos esperados aunque correspondan al siguiente año (un determinado resultado positivo esperado de una determinada inversión) o la imputación temporal a un año, cuando la actividad efectiva se ha realizado durante algunos meses de ese año.

Asimismo, no es lo mismo un beneficio producto de actividades de la empresa (el beneficio de explotación), que dada una situación puntual de mercado (una venta de un edificio por ejemplo, propiedad de la empresa), lo cual supone un beneficio extraordinario y, por tanto, podría distorsionar los resultados.

En segundo lugar el número de acciones. Si bien se tiende a considerar al beneficio como el elemento fijo del BPA, el número de acciones no permanece constante, ya que puede variar en casos especiales como ampliaciones o reducciones de capital o movimientos corporativos (fusiones, adquisiciones o absorciones).

Para ello, es necesario establecer un baremo antes del cálculo del BPA: o bien tomar como referencia el número de acciones a 31 de diciembre último, como criterio más prudente, o bien, tomar como referencia una media ponderada a lo largo del año, teniendo en cuenta el número de acciones de la empresa y el momento temporal a partir del cual el volumen se ha incrementado por la emisión de nuevos títulos. Es decir, si por ejemplo, una empresa tiene 100 acciones y realiza una ampliación de capital por 50 el 1 de julio, a 31 de diciembre tendría 150 acciones. Sin embargo, la liquidez obtenida por la operación ha sido en los últimos seis meses del año. Por tanto, a efectos del BPA el número medio de acciones ha sido el siguiente: 100 + (50 /2) = 125, ya que las 50 acciones solo han existido durante medio año.

Algunas consideraciones

Imaginemos que el BPA de una empresa ha subido. ¿Cuál es la causa? Según la expresión (beneficio neto / número de acciones), o bien ha subido el beneficio, o bien han disminuido las acciones de la empresa o bien ambos.

La conclusión lógica es comprar las acciones, ya que la compañía ofrece un BPA elevado, pero ¿es eso cierto?.

En primer lugar, se ha considerado como fijo el beneficio neto. Pero claro, suponiendo que el período seleccionado para el cálculo es anual. No obstante, las empresas obtienen beneficios y pérdidas a lo largo del año, que se materializan trimestralmente. Como ya se ha comentado, la posibilidad de resultados positivos un trimestre no supone resultados positivos al siguiente. Asimismo, el beneficio también puede ser “subjetivo”, en la medida en que se añaden consideraciones o expectativas del propio analista o contable.

En segundo lugar, en cuanto al número de acciones. Supongamos que la empresa amplía capital. En este caso, el BPA sería inferior, y se interpreta como un indicio a vender la acción. No obstante, pudiera ser que dicha ampliación de capital pudiera ser destinada a financiar un determinado proyecto, que permitiría la obtención de beneficios, lo cual supondría, a la larga, un aumento del BPA hasta el nivel anterior, por lo que el BPA se mantendría constante antes de la ampliación.

En tercer lugar, existe una relación entre el BPA y el PER: Una de las variantes del cálculo del PER es aquella que consiste en dividir la cotización de la acción entre el BPA. Si el BPA no está correctamente calculado podría influir a su vez en la interpretación del Price Earning Ratio.

Por último, el BPA es una estimación, ya que la empresa no reparte todo el beneficio en forma de dividendo, ni siempre en la misma proporción. Por ello, algunos analistas consideran más ajustado utilizar el “Dividendo pro Acción” cuyo contenido se encuentra en la voz correspondiente.

Recuerde que...

  • El beneficio que forma parte de la ratio es el beneficio neto y el número de acciones no permanece constante, ya que puede variar en casos especiales como ampliaciones o reducciones de capital o movimientos corporativos.
  • Existe una relación entre el BPA y el PER.
  • El BPA es una estimación, ya que la empresa no reparte todo el beneficio en forma de dividendo, ni siempre en la misma proporción.
Subir