guiasjuridicas.es - Documento
El documento tardará unos segundos en cargarse. Espere, por favor.
Cédula hipotecaria

Cédula hipotecaria

Valores emitidos por entidades financieras que a cambio pagan un interés fijo.

Contabilidad y finanzas

Concepto

Las cédulas hipotecarias son valores emitidos por entidades financieras que a cambio pagan un interés fijo. Su garantía es la hipoteca sobre un bien inmueble que es propiedad del emisor, además de la garantía solidaria de la entidad financiera que interviene en la operación. Son, pues, deuda emitida por entidades financieras que necesariamente tienen que realizar operaciones de créditos hipotecarios, es decir, su emisión está limitada a entidades de crédito oficial, sociedades de crédito hipotecario y cajas de ahorros. Este tipo de entidades dará garantía preferente a sus titulares sobre la totalidad o sobre una parte de los créditos hipotecarios que han sido constituidos a favor de la entidad emisora.

Las cédulas se suelen amortizar en un período entre 1 y 3 años y, por su liquidez, se pueden incluir dentro de los títulos que se negocian en los mercados monetarios.

La cédula hipotecaria es un título-valor que está documentado por un escrito impreso, extendido a favor de una persona determinada (cédula nominativa) o a favor de una persona anónima (cédula al portador), en cuyo texto ha de indicarse el tipo de cédula que es, diferenciándose las cédulas con garantía especial de las cédulas con garantía global, la letra o número que le corresponde y otras cláusulas o estipulaciones que la entidad emisora crea conveniente señalar, siempre que tales cláusulas o estipulaciones no alteren ni desvirtúen la naturaleza del título. La finalidad es que en el cuerpo de la cédula aparezca de forma sencilla y clara identificando la entidad deudora, señalándose las características de la emisión y puntualizándose aquellas circunstancias que acrediten la validez de la misma.

Las características que definen las cédulas hipotecarias son:

  • Se emiten en serie en escritura pública.
  • Las cédulas están garantizadas por el capital y reserva del Banco y con el conjunto de sus préstamos hipotecarios de amortización gradual.
  • Los préstamos que garanticen la emisión están asegurados con primera hipoteca y no excederán del 50 % del valor del inmueble gravado.
  • Las cédulas vencidas o solicitadas para el pago dejan de ganar intereses desde la fecha en que se verifican los hechos anteriores.

Tipos de cédulas hipotecarias

Según la garantía que incorporen, las cédulas hipotecarias pueden denominarse cédulas hipotecarias con garantía especial y cédulas hipotecarias con garantía global.

Las cédulas hipotecarias con garantía especial son aquellas que las entidades financieras emiten con el respaldo de uno a varios préstamos hipotecarios determinados, que se van otorgando a su favor antes de la respectiva emisión.

Las cédulas con garantía especial deben identificarse, señalando su importe, cada uno de los créditos que las respaldan y también los inmuebles que garanticen tales créditos.

Las cédulas con garantía global están garantizadas con créditos hipotecarios de los que sea titular la entidad financiera emisora. Estos créditos no pueden estar afectados por ninguna emisión de cédulas con garantía especial, es decir, dichos créditos hipotecarios son todos los del banco emisor menos los que respaldan cédulas con garantía especial.

Recuerde que...

  • Es un título-valor que está documentado por un escrito impreso, extendido a favor de una persona determinada o a favor de una persona anónima.
  • Una de las características es que se emiten en serie en escritura pública.
  • Otra de las características es que los préstamos que garanticen la emisión están asegurados con primera hipoteca y no excederán del 50 % del valor del inmueble gravado.
  • Las cédulas hipotecarias con garantía especial son aquellas que las entidades financieras emiten con el respaldo de uno a varios préstamos hipotecarios determinados, que se van otorgando a su favor antes de la respectiva emisión.
  • Las cédulas con garantía global están garantizadas con créditos hipotecarios de los que sea titular la entidad financiera emisora.
Subir