guiasjuridicas.es - Documento
El documento tardará unos segundos en cargarse. Espere, por favor.
Apertura contable

Apertura contable

Contabilidad y finanzas

Concepto

La apertura contable, o apertura de la contabilidad, se realiza al iniciarse las actividades por parte de la empresa, cuando se constituye, o al principio del ejercicio económico, si la empresa ha venido ya desarrollando una actividad en ejercicios precedentes.

Supone la apertura, o reapertura, si no es la primera vez, de los libros de contabilidad (véase “Libros contables”), y se lleva a cabo a través del denominado "asiento de apertura”, (si la empresa ya existía) o "asiento de constitución" (para empresas de nueva creación).

El asiento de apertura se formará cargando las cuentas de activo y abonando las de patrimonio neto y pasivo, es decir, reabriendo las cuentas que tiene la empresa en ese primer momento del período. A estos efectos, hay que considerar que las cuentas correctoras de activo (amortizaciones y deterioros) deben figurar con saldo acreedor. Con este asiento se consigue dar de alta, tanto en el Libro Diario como en el Libro Mayor, los elementos de partida con los que cuenta la empresa, así como su valoración. Cuando la empresa ya está creada, esos elementos son los mismos que aquellos con los que terminó el ejercicio anterior. De este modo queda separado un ejercicio económico de otro (véase “Ejercicio contable”) y se inicia un nuevo ciclo contable (véase "Ciclo contable").

Por otro lado, si la empresa se acaba de constituir, la contabilidad se inicia con el asiento de constitución, que registra por el Haber importe de las aportaciones al capital del empresario o de los accionistas y por el Debe la materialización o destino de dicho capital.

Casuística

Desde el punto de vista práctico, a la hora de realizar el asiento de apertura pueden darse las siguientes posibilidades:

  • Que la empresa no existiese anteriormente (se constituye una sociedad nueva y, por tanto, no hay balance inicial). En estos casos, el asiento de apertura suele ser muy sencillo, pues básicamente se cargarán cuentas de tesorería (caja o bancos) por las aportaciones de los socios, u otras cuentas de activo cuando las aportaciones sean no dinerarias, abonándose a capital (véase “Cuenta”).
  • Que la empresa ya exista y la contabilidad se lleve a través de un programa informático, o incluso manualmente, en cuyo caso el asiento de apertura —inverso al de cierre— se realiza de forma automática, o sistemática, al comenzar un nuevo ciclo/ejercicio contable (véase “Ciclo contable”). Considerando el cierre de la contabilidad como una operación en la que se detiene momentáneamente el registro de nuevas operaciones para ofrecer una visión del patrimonio, de la situación financiera de la empresa y de sus resultados, en un momento concreto del tiempo, la apertura es reanudar el registro de operaciones en un nuevo ejercicio económico-contable partiendo de la situación en la que se terminó el ejercicio anterior.

    La estructura general de un asiento de apertura es la siguiente:

    PartidasDebeHaber

    Cuentas de Activo

    Importe

    Cuentas de Patrimonio neto

    Importe

    Cuentas de Pasivo

    Importe

  • En el caso excepcional de que una empresa que lleva tiempo operando en el mercado no haya registrado con anterioridad sus operaciones, en cuyo caso se parte contablemente de cero, pero con el agravante de que la empresa ya ha realizado multitud de operaciones, ha hecho compras, tendrá deudas, habrá realizado pagos, etc. Para que se pueda realizar el asiento de apertura será necesario elaborar un inventario valorado de todo lo que tiene la empresa en ese momento. Para ello, es de vital importancia contar con el apoyo de documentación que haya servido de soporte para las operaciones, como pueden ser facturas, letras de cambio, contratos, extractos bancarios, ... La realización de este inventario supone un trabajo laborioso donde habrá que:
    • · Determinar los elementos que han de inventariarse, es decir, hacer un listado detallado de todos sus bienes, derechos y deudas.
    • · Clasificarlos y ordenarlos.
    • · Dar una valoración económica de todos ellos.

Se podría decir que un inventario es similar a un balance de situación, pero más desagregado.

Una vez elaborado el inventario, este servirá de base para realizar el primer asiento en el Libro Diario, es decir, el asiento de apertura.

Ejemplo:

La empresa “RM” ha finalizado el ejercicio económico anterior con las partidas que se detallan a continuación (valores en euros):

PartidaImporte
Mobiliario2.000
Mercaderías900
Clientes700
Bancos, c.c.5.400
Capital8.500
Proveedores500

Asiento de apertura del ejercicio económico actual:

PartidasDebeHaber

(216) Mobiliario

(300) Mercaderías

(430) Clientes

(572) Bancos, c.c.

2.000

900

700

5.400

(102) Capital

(400) Proveedores

8.500

500

Subir